INFORMACIÓN TÉCNICA

www.entarimadossingulares.com


CONDICIONES GENERALES DE LA OBRA. Ir arriba

  • Cerramiento
  • Humedad de obra de paredes y techos
  • Humedad relativa y temperatura de los locales
  • Mantenimiento de las condiciones de los locales
  • Pruebas de instalaciones
  • Otras recomendaciones

Cerramiento
El parquet se colocará cuando el local disponga de los cerramientos exteriores acristalados, para evitar la entrada de agua de lluvias, los efectos de las heladas, las variaciones excesivas de la humedad relativa y la temperatura etc.

Humedad de obra de paredes y techos
Los materiales de paredes y techos deberán presentar una humedad inferior al 2,5 %, salvo los yesos y pinturas que podrán alcanzar el 5 %.

Humedad relativa y temperatura de los locales
Las condiciones higrotérmicas de los locales que a continuación se indican se deben mantener durante todo el proceso de colocación del parquet. No se iniciarán los trabajos de colocación hasta que se alcancen (y mantengan) las siguientes condiciones de humedad relativa de los locales:

  • En zonas de litoral: por debajo del 70%
  • En zonas del interior peninsular: por debajo del 60%

La temperatura tiene especial importancia en los trabajos de pegado y acabado del parquet. En general se seguirán a este respecto las instrucciones de utilización de los fabricantes de los productos. No obstante se recomienda no realizar trabajos de encolado o de acabado por debajo de 10ºC, ni por encima de 30ºC.

Mantenimiento de las condiciones de los locales
Si fuese necesario utilizar medios auxiliares para el acondicionamiento de los locales estos serán suficientes y se mantendrán durante el tiempo preciso para garantizar las condiciones de colocación.

Pruebas de instalaciones
Las pruebas de instalaciones de abastecimiento y evacuación de agua, electricidad, calefacción, aire acondicionado, incluso colocación de aparatos sanitarios, deben realizarse antes de iniciar los trabajos de colocación del parquet.

Otras recomendaciones
La colocación de otros revestimientos de suelos tales como los cerámicos, mármol etc, en zonas de baños, cocinas y mesetas de entrada a pisos debe estar concluida antes de iniciar la colocación del parquet. En cualquier caso se asegurará el secado adecuado de los morteros con que se reciben estos revestimientos para evitar la transmisión de humedad al parquet en las zonas aledañas con este.
Los trabajos de tendido de yeso blanco y colocación de escayolas deben estar terminados.
Los cercos o precercos de hueco de puerta deben estar colocados.

Barrera de vapor
Cuando sea necesario disponer barrera de vapor y salvo especificación en sentido contrario en el proyecto, estará integrada por films de polietileno PE-150 o PE-200, de 0,15 a 0,20 mm de espesor. Se colocará solapando los pliegos 20 cm como mínimo y subiendo en el perímetro hasta la altura del rodapié.

En el caso de que el soporte sea una solera de mortero de cemento la barrera de vapor se colocará preferentemente debajo de esta. Se recomienda la disposición de barrera de vapor como mínimo en los siguientes casos:

  • En las soleras o forjados de planta baja de edificaciones de una sola altura
  • En los edificios de varias alturas, en los forjados de primera planta, cuando bajo esta haya locales no calefactados, tales como garajes, o almacenes.


CONDICIONES GENERALES DEL SOPORTE. Ir arriba

  • Soleras de mortero de cemento
  • Dosificación y aplicación
  • Grosor
  • Contenido de humedad y estimación del tiempo de secado
  • Medición del contenido de humedad
  • Comprobaciones de la humedad de la solera
  • Limpieza del soporte
  • Planitud y horizontalidad
  • Planitud local
  • Planitud general
  • Horizontalidad
  • Otros tipos de soportes

Soleras de mortero de cemento
El soporte más habitual para la colocación de parquet en obras de nueva planta es la solera de mortero de cemento debiendo cumplir los siguientes requisitos:

Dosificación y aplicación
Se recomienda como dosificación estándar la integrada por cemento CEM-II 32.5 UNE EN 197-1 y arena de río lavada con tamaño máximo de grano de 4 mm en proporciones de 1 a 3 respectivamente.
El mortero se verterá sobre forjado limpio. Se extenderá con regla y se alisará con llana (no con plancha).
En todo caso, la resistencia mecánica del soporte será adecuada para el tipo de parquet a colocar.

Grosor
El grosor mínimo de las soleras será de 3 cm.
En el caso de que la solera incluya tuberías de agua (sanitarias o de calefacción) estas deberán estar aisladas y el espesor mínimo recomendado anteriormente se medirá por encima del aislamiento.
En el caso de instalaciones de calefacción o suelo radiante se seguirán a este respecto las recomendaciones del fabricante del sistema.

Contenido de humedad y estimación del tiempo de secado
El contenido de humedad de la solera previamente a la colocación de cualquier tipo de suelo de madera será inferior al 2,5 %.
NOTA: Cuando se utilizan medios auxiliares para el secado forzado de la solera (por ejemplo estufas) se produce un secado en las capas superiores quedando humedad remanente a profundidades inferiores. Posteriormente esta humedad asciende por capilaridad y aumenta de nuevo el contenido de humedad en las capas superficiales. Por tanto, en estos casos, debe preverse un plazo suficiente antes de hacer nuevas mediciones, hasta que el contenido de humedad sea homogéneo en todo el espesor de la solera. En el caso de que la solera se disponga sobre un sistema de calefacción radiante el contenido de humedad será inferior al 2 % (salvo especificación en sentido contrario del fabricante del sistema).
El tiempo de secado de las soleras depende de su espesor y de la higrometría de los locales. En unas condiciones normales de 50 % de humedad relativa y 20 ºC de temperatura se puede estimar el tiempo de secado de una solera mediante la siguiente expresión: t = 2 s2

Donde:
t = tiempo de secado en días s = espesor de la solera en cm.

Medición del contenido de humedad
Antes de iniciar la colocación de un parquet se medirá el contenido de humedad de las soleras.
Las mediciones de contenido de humedad de las soleras se harán a una profundidad aproximada de la mitad del espesor de la solera, y en todo caso a una profundidad mínima de 2 cm.
El contenido de humedad se puede estimar mediante higrómetros eléctricos o de carburo. En cada caso se deberán seguir las instrucciones del fabricante del equipo utilizado.
El contenido de humedad de una solera se puede medir asimismo sobre muestras extraídas directamente de esta mediante el método de secado en estufa a 70 ± 5 º C y por diferencia de pesadas, expresando el resultado en %. En todos los casos e independientemente del método de medición o estimación empleado debe tenerse en cuenta que la muestra ha de ser representativa del espesor de las soleras.

Comprobaciones de la humedad de la solera
Se recomienda realizar como mínimo un control por cada 100 m2 de superficie. Si la superficie es menor se hará un control como mínimo. En los edificios de varios pisos se recomienda realizar las mediciones en distintas plantas y en las orientaciones más desfavorables (en general orientación norte) o en las zonas menos ventiladas (pasillos).

Limpieza del soporte
El soporte independientemente de su naturaleza y del sistema de colocación del parquet que vaya a recibir, deberá estar limpio y libre de elementos que puedan dificultar el pegado, el tendido de rastreles o el correcto asentamiento de las tablas en los sistemas de colocación flotante.

Planitud y horizontalidad
El soporte deberá ser plano y horizontal antes de iniciarse la colocación del parquet. Como criterio general se adoptan los siguientes requisitos:

  • Planitud local Se medirá con regla de 20 cm no debiendo manifestarse flechas superiores a 1mm cualquiera que sea el lugar y la orientación de la regla.
  • Planitud general Se medirá con regla de 2 m. Se distinguen los siguientes casos:
    • Parquets encolados: No deben manifestarse flechas de más de 5 mm cualquiera que sea el lugar y la orientación de la regla.
    • Parquets flotantes: No deben manifestarse flechas de más de 3 mm.
    • Parquets sobre rastrel: Ver nota en 5.2.8.3

Horizontalidad
Se medirá con regla de 2 m y nivel, no debiendo manifestarse desviaciones de horizontalidad superiores al 0,5 % cualquiera que sea el lugar y la orientación de la regla.
NOTA: En los parquets sobre rastrel la disposición del enrastrelado puede compensar desviaciones de planitud local, de planitud general y de horizontalidad superiores a las especificadas con carácter general.

Otros tipos de soportes
Para otros tipos de soportes se asegurará como mínimo que tienen la resistencia mecánica suficiente para el tipo de pavimento que se vaya a colocar y se estudiarán las condiciones especiales de colocación que pueda presentar.


ESPECIFICACIONES PARA LA COLOCACIÓN DE PARQUET ENCOLADO. Ir arriba

  • Juntas perimetrales
  • Encolado de las piezas
  • Adhesivos
  • Tipos de adhesivos
    • Adhesivos en dispersión acuosa de acetato de polivinilo
    • Adhesivos de reacción
    • Adhesivos de poliuretano monocomponentes
    • Adhesivos de dos componentes
    • Adhesivos a base de Silano
  • Aplicación y Dosificación
  • Tiempos de espera y de tránsito para el lijado

Juntas perimetrales
Debe disponerse una junta perimetral de 5 ± 1 mm. Esta junta puede ser rellenada con materiales flexibles.

NOTA: En el parquet pegado la junta perimetral tiene la función de impedir el paso de humedad de los paramentos a la madera y como barrera acústica (para evitar puentes acústicos).

Encolado de las piezas
Si el adhesivo es espatulado e independientemente de si se trata de productos de tipo lamparquet o tabla machihembrada maciza no debe aplicarse adhesivo en los cantos. Al colocar la tabla o tablilla sobre el soporte debe ponerse cuidado para que el adhesivo no remonte por las juntas entre tablas. En los sistemas de encolado especiales a base de cordones se seguirán las instrucciones del fabricante del adhesivo en cuanto a dosificación, separación etc.

Adhesivos
En general, en la utilización de los adhesivos se seguirán las instrucciones del fabricante en cuanto a tiempos abiertos, tiempo de reacción, tiempo de tránsito vida útil, dosificación, aplicación, productos, formatos, grosores de parquet para los que resulta adecuado etc. Tipos de adhesivos - Adhesivos en dispersión acuosa de acetato de polivinilo - Adhesivos de reacción - Adhesivos de poliuretano monocomponentes - Adhesivos de dos componentes - Adhesivos a base de Silano

Adhesivos en dispersión acuosa de acetato de polivinilo
Estos adhesivos contienen agua en su composición en diversas proporciones según productos y formulaciones. El efecto de pegado se produce por reticulación de la resina al evaporarse el agua. Se recomiendan para el pegado de parquet mosaico y lamparquet de pequeños formatos (por debajo de 300 mm de longitud y 12 mm de grosor). Para el pegado de tablillas de gran formato (dimensiones de longitud o grosor mayores que las especificadas anteriormente), se recomiendan adhesivos de bajo contenido en agua (menor del 30 % en peso)

Adhesivos de reacción
Son productos a base de resinas epoxídicas o de poliuretano, exentos de solventes o productos volátiles. Polimerizan sin pérdida de volumen por lo que pueden corregir también pequeñas desviaciones de nivel. Se recomiendan para el pegado de grandes formatos (a partir de 300 mm de longitud y 12 mm de grosor), y para el pegado sobre superficies no porosas ni absorbentes (cerámica, gres, metal). Existen los siguientes tipos:

  • Adhesivos de poliuretano monocomponentes
    El efecto de pegado se produce por polimerización del producto por reacción con la humedad del ambiente.
  • Adhesivos de dos componentes
    Se presentan en envases separados (resina/catalizador) generalmente en proporciones de 8:1 a 10:1 y se mezclan en el momento de la utilización. El tiempo abierto es en general menor que los adhesivos en dispersión.

Adhesivos a base de Silano
Se conocen también como adhesivos de Silicona modificada o Adhesivos MS. El Silano es un potenciador de la adhesión que se añade a los adhesivos de Silicona. Se utilizan en la gama de aplicaciones similar a los poliuretanos teniendo un amplio espectro de aplicación. Son aptos para utilización exterior.

Aplicación y Dosificación 2)3)
Los adhesivos se pueden aplicar con espátula dentada u otra herramienta que se adapte al tipo de adhesivo. Se seguirán las recomendaciones de aplicación y dosificación del fabricante del adhesivo. A falta de estas se recomiendan las especificaciones de la tabla a continuación:
Tipo de parquet y grosor Designación de la espátula Dosificación aproximada g/m2 Paneles de parquet mosaico y tablilla de lamparquet hasta 10 mm de grosor B2 600-800 Tabla y tablilla de lamparquet de gran formato B4 800-1200
Se prestará especial atención al tiempo abierto del adhesivo, vida útil (caso de adhesivos de dos componentes) y temperaturas máximas y mínimas de aplicación.

A falta de estas especificaciones se aplicaran las siguientes:

  • Tiempo abierto mínimo 15 min.
  • Temperatura mínima de aplicación 10 ºC
  • Temperatura máxima de aplicación 30 º C

Se recomienda no aplicar el adhesivo en los cantos de las tablas.

Tiempos de espera y de tránsito para el lijado
Salvo especificación en sentido contrario por parte del fabricante del adhesivo, se recomienda un tiempo mínimo de transito de 24 horas y un tiempo mínimo de espera para el lijado de 72 h.


ESPECIFICACIONES PARA LA COLOCACIÓN DE PÀRQUET SOBRE RASTRELES (ENTARIMADO). Ir arriba

  • Sistemas de enrastrelado
    • Flotante
    • Fijo (sistemas secos o húmedos)
  • Maderas para enrastrelado
  • Preparación del rastrel para sistemas de recibido en húmedo
  • Tratamiento protector de los rastreles
  • Distribución, colocación y nivelación de los rastreles
  • Dimensiones y separación
  • Colocación de la tabla
    • Colocación clavada
    • Colocación pegada
    • Colocación de paneles de parquet

Esta parte de la norma es de aplicación a la colocación de parquets entarimados, es decir aquellos en los que las tablas se fijan sobre rastreles.

    Sistemas de enrastrelado
  • Flotante
  • Fijo (sistemas secos o húmedos)

Flotante
Se caracteriza porque el sistema de rastreles (simple, doble etc.) apoya sobre el soporte pero no se fija a este.

Fijo
Se caracteriza porque el sistema de rastreles se fija al soporte, lo que a su vez puede realizarse mediante diferentes sistemas como se indica a continuación:

    Sistemas secos:
  • pegados al soporte
  • atornillados sobre tacos
  • clavados mediante sistema de impacto u otros
    Sistemas húmedos (recibidos):
  • Discontinuos: el rastrel apoya en distintos puntos sobre pellas de yeso blanco o negro
  • Continuos: el rastrel apoya en toda su longitud sobre un mortero de cemento o formando camas o rellenando todo el espacio entre rastreles

Maderas para enrastrelado
Se admite cualquier madera conífera o frondosa siempre que no presente defectos que comprometan la solidez de la pieza (nudos, fendas etc.) Las maderas que presenten ataques de insectos solo se admiten en el caso de que estos no sean activos. Se pueden utilizar maderas de coníferas que presenten azulado.
Los maderas más habituales son las de conífera de pino o abeto.

Preparación del rastrel para sistemas de recibido en húmedo
Se deben disponer clavos a ambos lados del rastrel preferiblemente alternados como máximo cada 40 cm de longitud y en posición oblicua, para facilitar el agarre del rastrel sobre la pasta o mortero.
Es recomendable asimismo practicar cortes transversales en la contra-cara de los rastreles hasta la mitad de su grosor, cada (70 ± 20) cm para atenuar o evitar las torceduras o movimientos y para mejorar su asentamiento en la pasta o mortero.

Tratamiento protector de los rastreles
En los parquets colocados en lugares húmedos, mal ventilados o con posibilidad de que se originen vertidos ocasionales (vestuarios) es necesario un tratamiento de protección en profundidad mediante cualquiera de los sistemas definidos en la norma UNE 56-416, que garantice la durabilidad del rastrel en dicha clase de riesgo. Los productos de impregnación serán normalmente protectores hidrosolubles o protectores en solvente orgánico tal como se definen en los apartados 6.1 y 6.3 respectivamente de la norma UNE 56-414.
NOTA: Algunas especies poseen una durabilidad natural que las permite su colocación sin protección adicional en las situaciones mencionadas. Por ejemplo son frecuentemente utilizados en el Norte de España los rastreles de castaño por la durabilidad que presentan frente a los ataques de insectos. En la norma UNE EN 350-2 se ofrecen datos sobre la durabilidad natural de las especies de madera de mayor importancia comercial.

Distribución, colocación y nivelación de los rastreles
Se recomienda iniciar la colocación disponiendo en el perímetro del recinto una faja de rastreles al objeto de proporcionar superficie de apoyo a los remates de menores dimensiones.
Se debe guardar en todo momento una separación mínima de 2 cm respecto a los muros o tabiques.
Se recomienda la distribución de los rastreles paralela a la dirección menor del recinto, de forma que al colocar la tablazón esta queda con su dimensión mayor paralela a la dimensión mayor de los recintos. De esta forma se minimizan los posibles efectos de hinchazón y merma de la instalación como consecuencia de las variaciones higrotérmicas.
En los sistemas húmedos la chapa o espesor de mortero entre la cara inferior del rastrel y el forjado o superficie de soporte será como mínimo de 20 mm. Los cantos del rastrel deben quedar totalmente embebidos en la pasta o mortero. En el sistema de rastrel pegado a soporte este deberá tener una plenitud general equivalente como mínimo a la requerida para los suelos flotantes (véase 5.2.8.2.)

    A medida que se progresa en el enrastrelado se debe controlar en todo momento:
  • el paralelismo entre si de los rastreles
  • la nivelación de cada rastrel (en sentido longitudinal)
  • la nivelación entre rastreles (en sentido transversal)

Una vez finalizado el enrastrelado, los rastreles deberán quedar nivelados en los dos sentidos (cada rastrel y entre rastreles). A estos efectos son de aplicación los requisitos de planitud y horizontalidad exigibles a los soportes.

Dimensiones y separación
Los rastreles deberán ser de sección rectangular o trapezoidal. Estos últimos son aconsejables en los sistemas de recibido en húmedo por su mejor agarre sobre el mortero.
La anchura habitual de los rastreles será de entre 50 y 70 mm
El grosor de los rastreles estará en función de las condiciones particulares del sistema de colocación y tipo de parquet.

    Colocación de la tabla
  • Colocación clavada
  • Colocación pegada
  • Colocación de paneles de parquet

Colocación clavada
Salvo especificación en sentido contrario, la tablazón se dispondrá siempre en sentido paralelo a la dirección mayor del recinto. Si los rastreles se han recibido en húmedo no se iniciará la colocación hasta comprobar que la humedad del mortero es inferior al 2,5 % y la del rastrel inferior al 18 %.
La fijación de la tabla al rastrel se hará clavando sobre macho, normalmente con clavos de hierro de cabeza plana o con grapas, con clavadoras semiautomáticas, automáticas. Los clavos que hayan quedado mal afianzados se embutirán manualmente con martillo y puntero.
Los clavos deberán quedar embutidos en la madera en toda su longitud para evitar problemas de afianzamiento entre si de las tablas. Se recomienda la utilización de clavos de hierro (los clavos de acero presentan un peor agarre y se proyectan con facilidad en la operación de clavado).
NOTA: Algunas maderas por su excepcional dureza (generalmente con densidades próximas a los 950 kg m3 o mayores) pueden requerir la pretaladrados para evitar la formación de rajas con la clavazón. A este respecto pueden consultarse las densidades medias de las maderas más habituales en la norma UNE EN 350-2.
El ángulo de clavado debe aproximarse a 45 º. El clavo debe penetrar como mínimo 20 mm en la madera. Se recomienda la utilización de clavos de 1,3 x 35 mm o 1,4 x 40 mm. En caso de utilizar grapas serán como mínimo de la misma longitud que los clavos. La utilización de clavos de fuste helicoidal, anillado etc. mejora la adherencia a la madera.
Cada tabla deberá quedar clavada y apoyada como mínimo sobre dos rastreles excepto en los remates de los perímetros.
En general, no se utilizaran piezas menores de 40 cm salvo en los remates de los perímetros. En los paños paralelos a las tablas se dejará una junta perimetral del 0,15% de la anchura del entablado (dimensión en sentido perpendicular a las tablas.) En todo caso la junta deberá quedar totalmente cubierta por el rodapié y este debe permitir el movimiento libre de la tablazón.

Colocación pegada
Se recomienda la utilización de adhesivos que mantengan su elasticidad a lo largo de su vida de servicio, tanto para el pegado de la tabla al rastrel como para el pegado del rastrel al soporte. Se deben seguir las instrucciones del fabricante del adhesivo en cuanto a dosificación, separación entre rastreles, grosor de los cordones, etc.

Colocación de paneles de parquet
En la colocación de paneles (diseños históricos y otros) sobre base de rastreles es necesario obtener una superficie continua de apoyo.
Esta superficie se puede conseguir disponiendo sobre el enrastrelado una tabla de ripia o mediante tableros derivados de la madera.
En el caso de disponer una tabla de ripia esta será de un grosor mínimo de 13 mm. Deberá presentar un contenido de humedad menor del 18 % y estar libre de ataques de hongos (excepto azulado) o insectos. Se clavará mediante grapas o clavos de las mismas características que para la clavazón de la tabla de tarima.
En el caso de utilizar tableros derivados de la madera se recomienda que sean de calidad resistente a la humedad y de grosor mayor o igual 16 mm. Los tableros se deben disponer de forma que su dimensión mayor quede en sentido perpendicular a los rastreles. Se dejarán juntas de expansión de (3 ± 1) mm en todo el perímetro de los tableros. Se recomienda la fijación de los tableros al rastrel mediante grapas o tirafondos.